sábado, 16 de abril de 2016

Si me decías que te ibas a la guerra y después volvías, seguro también te esperaba

Andate
o me voy
porque duele tu intermedio,
la puerta entreabierta,
la duda,
el hoy sí y mañana no,
"sos mi hogar",
"necesito salir de acá",
tu indecisión y tu falta de amor,
el invierno que traen tus manos, el hielo en tus besos, la lluvia en mis ojos,
el desierto en tu piel,
tus no ganas de nada y tus ganas de estar lejos de acá;
que te calles,
que hables cuando quieras,
que me transformes para caber en tu desastre
y mi inocencia por creer en esas tres palabras que te salen cada tanto cuando me sentís un poco muy lejos,
yo siempre tuve ganas de quedarme
porque siempre fuiste mi casa
y nunca manché tu cuerpo con silencio ni mentiras,
siempre te quise y sin peros
todos los días durante años,
porque un año es un día y otro día tras otro día,
no es solamente una palabra,
es parte de la vida que es una sola y corta;
yo siempre te dejé la puerta abierta
y la luz prendida,
pero a vos te gustaba mirar por la ventana.

No hay comentarios:

Publicar un comentario