jueves, 26 de noviembre de 2015

y que la Luna vigile esa osadía

Desabotóname el alma
que solo
se desnudará mi cuerpo
y destrózame con caricias
déjame hecha pedazos
de tanto suspirarme al oído
y así
ambos somos uno
por un rato
y que la luna
vigile al destino osado
que quiera hacerme ir por aquí
para llevarte por allá

No hay comentarios:

Publicar un comentario