viernes, 8 de mayo de 2015

Nostalgia

Solo él conseguía erizar mi piel,
y ahora este próximo invierno,
de todas formas
me agrada cómo el frío viento se tropieza con mi cara,
me despeina,
él siempre me vio así,
decía que le agradaba.
Ahora el frío se intensifica,
recorre todo mi cuerpo,
quisiera tenerlo,
que me envuelva en sus brazos,
que me resguarde en su pecho.

Tengo suficiente temperatura en mi cuerpo
para arreglármelas sola
en este gélido clima,
pero necesitaba una excusa
para escribir otro verso,
otra excusa
para clamar su ser sobre el mío
una vez más.

No hay comentarios:

Publicar un comentario